Como curar el herpes genital

Si padeces de este problema y te preguntas como curar el herpes genital, te alegrará saber que hay más de una forma para curarte de manera totalmente natural.

Muchas personas aún no lo saben, pero hay tratamientos muy efectivos contra el herpes genital, los cuales te ayudarán a sanar sin que a la larga vayas a sufrir de algún efecto no deseado.

7 consejos para curar el herpes genital de forma natural

Usa remedios caseros para curar el herpes genital

Nuestro primer gran consejo que te damos para aliviarte del herpes genital es que recurras a remedios caseros que son efectivos contra este virus.

como curar el herpes genital

Hay muchos productos de la naturaleza que combaten el herpes y pueden ayudarte mucho a sanar las ampollas que este virus causa. Para que tengas una idea, te dejamos algunos de ellos en nuestros siguientes consejos de como curar el herpes genital.

Prueba el regaliz en polvo

El regaliz (Glycyrrhiza glabra), también conocido como orzuz, es una planta proveniente de Europa y de Asia. Tiene muchas propiedades curativas y se utiliza hasta en la comida.

Este remedio natural lo puedes conseguir en polvo. Si lo llegas a conseguir, te recomendamos que lo apliques sobre la zona afectada, de la siguiente forma.

Mezcla bien una cucharada del regaliz en polvo con un poco de agua de modo que obtengas una pasta semi-espesa, capaz de ser aplicada con facilidad. Toma un bastoncillo o hisopo para aplicar el remedio casero sobre la zona afectada.

>>> Haz click aquí para ver cómo eliminé el herpes labial de mi cuerpo para siempre <<<

Ten cuidado de no hacerlo con mucha fuerza para evitar que te provoques dolor. Deja que el regaliz actúe sobre las ampollas durante un par de horas y después retíralo utilizando agua tibia.

Emplea aceite de oliva y cera de abejas

El aceite de oliva es uno de los aceites esenciales que más utilidades tienen tanto en la cocina como en remedios caseros. Funciona muy bien para tratar el herpes, y la gran ventaja es que muchos lo tenemos en casa.

Toma una taza de este aceite junto con un poco de aceite de lavanda y media taza de cera de abejas. Ponlo al fuego hasta que hierva y espera a que se enfríe para aplicarlo unos 10 minutos sobre la zona afectada.

Lisina

Para comenzar el tratamiento, te recomiendo consumir un suplemento de lisina. Este es un aminoácido que se usa explícitamente para la construcción de tejido nuevo. El herpes genital daña el tejido de esa zona, por ende, es necesario que mantengas una dieta rica en este aminoácido.

Algunos alimentos también contienen la lisina, principalmente aquellos que contienen proteínas. Ejemplo de ellos son los huevos, la leche, los frutos secos y muchos otros. Sin embargo, no te recomiendo aumentar el consumo de estos alimentos. Porque también poseen arginina.

Y este es también otro aminoácido, pero con él ocurre lo contrario que con la lisina, no ayuda en lo absoluto a mejorar el herpes, lo empeora.

La arginina también es un aminoácido que lo encuentras en los alimentos que antes nombré, pero se ha llegado a descubrir que el desarrollo del herpes se vuelve más viable gracias a este aminoácido.

Aloe Vera

Además de ser uno de los remedios caseros más eficaces para tratar ciertos problemas del cabello, el aloe vera contribuye con la sanación de la piel dañada. Es por eso que se convierte en un remedio idóneo para sanar las llagas del herpes genital.

>>> Haz click aquí para ver cómo eliminé el herpes labial de mi cuerpo para siempre <<<

Consigue aloe vera fresco de una hoja de sábila. Aplícalo con cuidado sobre las ampollas utilizando un algodón o un paño muy limpio. Deja que actúe durante 1 hora sobre las zonas afectadas. Esto te ayudará principalmente a sanar las llagas desde adentro, así que no olvides aplicarte este remedio a diario, incluso dejarlo durante las noches te será muy útil.

Tomate verde

El tomate verde es un antiviral natural, y su efecto sobre el herpes es que lo neutraliza, para que así el cuerpo pueda empezar a sanar el daño causado por este virus.

Para que lo apliques, parte en rebanadas finas un tomate verde o, si prefieres, machácalo hasta obtener el extracto. Después aplícatelo sobre las áreas afectadas. Deberá permanecer el tiempo suficiente para que el herpes disminuya su actividad. Es muy posible que también notes que el dolor disminuya.

Té negro

Este remedio también posee propiedades antivirales. Se trata del té negro, que con sus beneficios te ayudará a aliviar el herpes genital cuanto antes.

Toma una bolsita de este té y prepáralo como de costumbre, a fin de obtener una infusión. Puede quedar más concentrada si quieres. Luego aplícala sobre las ampollas empleando algodón. Este remedio humedecerá las ampollas, ya que penetrará en la piel por absorción y actuará desde adentro frenando la actividad del virus del herpes. Ponte este remedio dos veces durante el día.

Clavo de olor

Por último, como recomendación final de como curar el herpes genital definitivamente, consume a diario una infusión de clavo de olor. Esto te ayudará a darle a tu cuerpo mayores defensas contra el virus, proveyéndole al sistema inmunológico las principales vitaminas que son necesarias para combatir las amenazas.

Evita las cremas

No se puede negar que las cremas no naturales para el herpes tienen resultados, ya que protegen la zona de muchos agentes externos que podrían empeorar la zona afectada.

El problema de estas cremas es que al aplicarlas estarás también creando una barrera para el aire, lo que impedirá que tu piel tenga contacto con este y así impida que las ampollas se sequen correctamente, que sería más tiempo para que te cures del herpes.

Es mejor que evites estas cremas para que tus ampollas sequen más rápido y puedas curarte cuanto antes del herpes y sin gastar en estos productos no naturales.

Evita tocar la zona afectada

Otro gran consejo para saber como curar el herpes genital es que no te toques la zona de no ser necesario. Aunque parezca muy obvio, algunas personas tienden a tocar las ampollas, quizá por curiosidad o para tratar de reventarlas.

Esto nunca se debe hacer, ya que las ampollas contienen pus que es muy contagioso, aparte de que tocarlas puede provocar que la zona se afecte más.

Visita a tu médico

Este consejo es casi imprescindible si es la primera vez que te ha afectado el virus del herpes genital. Hay probabilidades de que te auto-dictamines herpes genital, pero no siempre se trata de este problema cuando mires algunos de sus síntomas. Lo mejor es que acudas a tu médico para que él te diagnostique correctamente.

Te recomendamos que visites al médico para que no tengas ninguna duda de que padeces de este problema, y así podrás utilizar los consejos que te brindamos, ya que estos te ayudarán a eliminar las ampollas y curarte del herpes genital.

Usa ropa interior que no te apriete

Haz de ser consciente de que la ropa interior muy apretada te puede perjudicar más de lo que ya estas si padeces de herpes genital.

El problema con este tipo de ropa es que no permite una buena transpiración y por ende se acumulan bacterias en la zona afectada. Además de ello, el aire no entrará con facilidad para secar las ampollas.

Este último consejo como curar el herpes genital es muy importante, porque además de lo ya mencionado, la ropa interior muy apretada podría rozarte las ampollas y lastimarte gravemente. Te recomendamos que utilices ropa interior cómoda hasta que el problema se haya resuelto.

Pero si realmente quieres eliminar el virus del herpes para siempre te recomiendo el libro Adios Herpes. Haz click aquí para ver mi análisis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *